LAS NECESIDADES HUMANAS SEGÚN LA PIRÁMIDE DE MASLOW

Pirámide de Maslow

Abraham Maslow fue un psicólogo humanista que estableció una teoría sobre las motivaciones y necesidades humanas, lo que nos hace actuar de la forma en la que lo hacemos y no de otra manera. 

Esta teoría comúnmente denominada Pirámide de Maslow, establece que nuestras acciones nacen de una motivación a dirigirnos hacia un objetivo que es cubrir ciertas necesidades. Estas necesidades se pueden ordenar según la importancia que tienen para asegurar nuestro bienestar

Es decir, hay una jerarquía de las necesidades que tiene el ser humano. A medida que el ser humano va satisfaciendo las necesidades más básicas, desarrolla necesidades y deseos elevados, más complejos.  

Lo que le movió a investigar dicha teoría era descubrir qué es lo que hace a la gente más feliz y lo que pueden hacer para mejorar su desarrollo personal y autorrealizarse.  Es por eso que partió de la base que cada ser humano tiene un deseo innato para autorrealizarse. Todos tenemos la capacidad de conseguir nuestros objetivos, siempre que el ambiente sea propicio.

Los objetivos que tenemos en cada momento dependen de los que ya hemos logrado y de cuáles nos quedan por conseguir según la pirámide de las necesidades. 

La teoría de Abraham Maslow

En la Pirámide de Maslow hay 5 niveles de necesidades, las más básicas se encuentran en la base, por lo tanto, serán las primeras que tenemos que conseguir. Las más complejas están en la parte alta. No podemos pasar a un nivel superior hasta que no hayamos logrado las del nivel en el que nos encontramos. 

Estas necesidades son: fisiológicas, de seguridad, de afiliación, de reconocimiento y de autorrealización. Empezamos por las fisiológicas y avanzamos en el orden mencionado que es el orden de importancia que tienen.

Se pueden subdividir en dos grupos: las deficitarias (fisiológicas, de seguridad, de afiliación, de reconocimiento) y de desarrollo del ser (de autorrealización). 

La diferencia es que las deficitarias hacen referencia a una cadencia, mientras que las de desarrollo del ser se refieren a las ocupaciones del individuo. Satisfacer las deficitarias es vital para no tener sentimientos negativos . Por el contrario las de desarrollo del ser son importantes para asegurar el crecimiento personal  para crecer como persona. 

 

Los 5 niveles de la  Pirámide de Maslow:

 

Necesidades fisiológicas: son las necesidades vitales, las más básicas para sobrevivir, son de orden biológico, encontramos, entre otras necesidades: de respirar, de beber agua, de dormir, de comer, de sexo, de refugio. En resumen, son las que hacen que sigamos con vida, por eso son las más básicas. Es importante cubrirlas ya que de lo contrario no podremos cubrir las siguientes. 

Necesidades de seguridad: son la consecuencia de haber cumplido las anteriores. Orientadas a la seguridad personal, a la estabilidad y la protección de la persona. Entre ellas encontramos: la seguridad física, de trabajo, de ingresos y recursos, de la familia, de la salud…

Necesidades de afiliación: son las necesidades de los individuos para establecer vínculos afectivos, de crear un entorno social. Por ejemplo, casarse, formar una familia, pertenecer a una comunidad o a un club social, hacer amigos, etc.

Necesidades de reconocimiento: estas permiten fortalecer la autoestima. Es el reconocimiento hacia la propia persona, los logros particulares y el respeto hacia los demás. Si las cubrimos, nos sentiremos seguros de nosotros mismos y que tenemos un valor dentro de la sociedad. De lo contrario nos sentiremos inferiores y sin valor. Hay dos categorías: la inferior (incluimos el respeto de los demás: el estatus, la fama, la gloria, el reconocimiento, etc…) y la superior (el respeto por sí mismo: la autoconfianza, la competencia, el logro, la independencia y la libertad).

Necesidades de autorrealización: son las necesidades internas de desarrollo espiritual, moral, buscar una misión u objetivo en la vida, hacer un voluntariado, etc.