QUÉ ES LA RESILIENCIA Y SUS PRINCIPALES CARACTERÍSTICAS

Resiliencia

La resiliencia es la capacidad que tenemos las personas de hacer frente a las adversidades de la vida y salir más fuertes de estas experiencias. 

Es el hecho de aceptar los momentos buenos y malos de la vida, intentar sacar su lado positivo, para prender y ser más fuertes. Esto no quiere decir que tengamos que restar importancia a los momentos negativos, no, tenemos que darles la importancia que merecen, pero sacar una lección de vida, salir más fuertes y crecer a nivel personal tras pasar página. 

 

Características de una persona resiliente:

Son personas con mucha seguridad en sí mismos y en su capacidad de afrontar las cosas. 

Cuentan con una red de apoyo social

Se han marcado un propósito en su vida

Creen firmemente que pueden influir en lo que pasa a su alrededor 

Sabe que pueden aprender de las experiencias de la vida, tanto de las negativas como de las positivas

Afrontan la vida de la forma más positiva, entusiasta y energética posible 

Son gente curiosa y con la mente abierta a nuevas experiencias

Tienen una emocionalidad positiva muy elevada

 

Qué tipos de cambios nos puede ayudar a ser más resiliente

El hecho de crear un cambio positivo de la experiencia que acaban de vivir, les ayuda a estar mejor que antes de este suceso. Estos cambios pueden ser a nivel personal (de forma individual) o con relación a otras personas (a nivel interpersonal) o a nivel de filosofía de vida, como se enfrenta a la vida. 

Cambios en uno mismo: tienen más confianza en sí mismos y en como van a afrontar las futuras adversidades, consiguen enderezar su vida. 

Relaciones con otras personas: un hecho traumático puede unirte a otras personas que han pasado por el mismo hecho o uno parecido y con aquellas que te han apoyado durante el proceso. 

Sobre la filosofía de vida: cuando vives una experiencia difícil, que te marca, cambias tu forma de ver el mundo, los valores que tenías y el aprecio que tenías de ciertas cosas. 

Esto no quiere decir que no vivamos experiencias negativas, de hecho, si no las viviéramos, no se produciría este crecimiento personal, se trata de coexistir con el dolor y aprender de él. 

No vamos a crecer en todos los aspectos de nuestra vida, pero vamos a mejorar ciertas áreas de nuestra vida. Cada experiencia nos va a mejorar un aspecto o varios (incluso alguno que ya creíamos haber mejorado), así que poco a poco cambiaremos la forma en la que vivimos y nos comportamos. 

 

Como desarrollar la resiliencia: 

Relacionarnos con las personas: en los momentos difíciles, debemos dejarnos ayudar y que nos apoyen, de esta manera fortaleceremos el vínculo con la familia y los amigos, incluso con personas que en un principio creíamos que no eran tan importantes para nosotros. Ayudar a quién lo necesita también facilitará la creación de vínculos afectivos. y mejorará nuestra resiliencia poco a poco.

No ver lo que nos pasa como un obstáculo: no podemos evitar que nos pasen cosas negativas, pero si que podemos decidir cómo los interpretamos, cómo reaccionamos ante ellos y cómo nos afectan. Debemos ser positivos, pensar que todo va a pasar y que hay esperanza. 

Debemos hacer actividades que nos mejoren el ánimo: haz cosas que te levanten el ánimo, ya sea hacer deporte, salir a pasear, estar con tus amigos o familia, ir al cine, leer… Hazlo con frecuencia y verás como te sientes bien. 

Toma decisiones: cuando te pase algo negativo, debes buscar soluciones y actuar de la mejor manera que se te ocurra, de esta forma, sentirás que estás haciendo algo productivo para cambiar la situación que estás viviendo. 

Además, no dejes de buscar cualquier oportunidad que te ayude a descubrirte a ti mismo, recuerda las cosas que te han ayudado a aprender y mejorar tu vida, te servirá para no perder la esperanza. Confía en ti mismo y en tus capacidades, eres capaz de salir adelante y de dar un giro a tu vida, por imposible que parezca, ya lo has hecho antes y lo volverás a hacer.  

Por último, cuida de ti mismo, escucha tu cuerpo, cumple tus deseos y cubre tus necesidades, te mantendrá sano y te preparará para afrontar cualquier situación.  

Gracias a WellWo, ahora ya sabes que es la resiliencia y como ponerla en práctica.